(Melesio Carrillo Tejeda/ El Dictamen/ Xalapa)
PUERCO

*Sólo se atendieron dos casos el año pasado y ya están tratados: Rafael Hernández Santiago

La Secretaría de Salud en el Estado negó haya brotes de cisticerco, incluso verificó la información en el Centro de Especialidades Médicas y el epidemiólogo reveló que el año pasado únicamente se atendieron dos casos, que ya  están tratados, uno viene de la región de Huatusco, y otro, no en Perote, sino un poquito más al Este, apuntó el Coordinador del Programa de Rabia y otras Zoonosis de la dependencia, doctor  Rafael Hernández  Santiago.

Por otra parte, la Dirección de Protección Contra Riesgo Sanitario,  realiza la vigilancia sanitaria de la matanza o sacrificio de manera clandestina, pero la regulación de las granjas de traspatio es responsabilidad de los municipios, declaró el responsable de esa dependencia, doctor Samuel Ferrer Palacios.

Explicó que la ley 113 Estatal de Salud del Estado de Veracruz, en su artículo 211, establece la prohibición de la matanza de animales en casa o domicilios particulares, cuando las carnes sean destinadas al comercio y consumo público; “cuando se destine la carne y demás productos al consumo familiar, la autoridad municipal podrá conceder permiso para el sacrificio de ganado a domicilio”.

Dijo que ese permiso será concedido bajo la condición de que el animal y sus carnes sean inspeccionadas y declaradas salubres por el personal correspondiente de la Secretaría de Salud y Servicios de Salud de Veracruz.

Hernández Santiago sobre el tema precisó que la cisticercosis es producido por los huevecillos de un parásito Taenia Solium, conocido como la lombriz solitaria. El problema es más que nada la higiene personal y manejo de los alimentos que consumen estas personas; “no es muy frecuente a veces encontrar cisticercosis, incluso en el Instituto Nacional de Neurología de México han encontrado los casos posteriormente a una necropsia”.

Dijo que se dan casos que se manifiesta cuando es cisticerco que llega a dañar el cerebro, pero a veces pasa toda la vida ahí y no pasa nada, “la persona que empieza a tener convulsiones posterior a los primeros años de vida es muy probable que esté infestada por cisticerco, los que tiene convulsiones que nacieron con ella”.

Preguntado si este padecimiento tiene que ver o esta relacionado con la cría de ganado porcino en la región de Perote, donde recientemente se denunció un caso, el doctor Hernández Santiago respondió: “La cría de traspatio es muy común en esa zona rural, el problema no sólo está en la cría del cerdo, sino en que no cuentan con acceso a servicios básicos de saneamiento, no hay drenaje, no hay agua limpia, hay fecalismo a ras de suelo, el cerdo consume las eses del ser humano que está contagiado. Le debo decir, que es el ser humano el que  contagia al cerdo”.

¿Se pueden curar la cisticercosis y la neurocisticercosis?, se le preguntó; su respuesta fue: “Claro, a veces si no está muy invadido el cerebro, se pude curar, hay medicamentos como Presecuentel que es utilizado precisamente para eso, pero nada más que hay que utilizarlo con mucho cuidado, no se puede estar tomando, por que si, el cisticerco truena con el Presecuentel, el paciente puede convulsionar severamente, por eso hay que tener mucho cuidado, esto lo debe tratar un neurólogo clínico”.

Hernández Santiago, aseguró que en cualquier parte donde se cría cerdo, se da el fecalismo, es donde más se presenta, “hablamos por ejemplo a nivel nacional, hace años la mayor incidencia, la tenía el estado de Michoacán, esto debido a las famosas carnitas michoacanas, o estilo Michoacán eran muy famosas, y la cría de cerdos era muy socorrida, incluso había gente, cuando hacía a ras de suelo, tenía que llevarse un palito para espantar al cerdo”.