*Le entregan citatorio dfel Ayuntamiento con marina y Policía

Humberto Muñoz/El Dictamen
El propietario de los Tiburones Rojos de Veracruz, Fidel Kuri Grajales, aseguró en entrevista radiofónica de red nacional que “ahora menos se lleva” a su franquicia del Puerto. Esto, después de ser acusado por el presidente municipal de Boca del Río de incumplimiento de impuestos en las entradas al estadio Luis “Pirata” de la Fuente.

“Miguel Ángel Yunes quiere que el equipo de los Tiburones Rojos se vaya de Boca del Río (…) Ahora menos me los llevo, pero si sigue estando con sus persecuciones y diciendo mentiras a la opinión pública, a la prensa, a los veracruzanos, no hay quien aguante”, comentó.

Asimismo, reveló que recibió una visita por parte de los trabajadores de Miguel Ángel Yunes, quienes junto a la marina y la policía, le notificaron al dueño del conjunto escualo que tendrán que visitar el Ayuntamiento de Boca del Río este viernes para dialogar entorno a los impuestos en los boletos de los partidos del Veracruz.

“Yo hasta ahorita ahí voy a estar. La próxima temporada no me llevo al equipo. Aguantaré. Hoy tuvimos una visita por parte del Ayuntamiento donde nos citan para mañana. Llegaron a notificarnos al estadio con la marina y la policía, cuando ellos deberían estar afuera cuidando de los asaltos a todos los veracruzanos. Está un poco alocado el presidente municipal con su proyecto político que trae para ser gobernador y cree que así va a ganar adeptos”, confesó.

Por último, el también diputado federal en Orizaba manifestó que: “Tengo un amparo que me dio el juez federal de Boca del Río por el partido. O sea que hagan lo que hagan, el partido se lleva a cabo. Me dieron la razón a mí y no se le debe ni un centavo al municipio de Boca del Río. No se debe ni un sueldo.