Miguel Ángel Longinos/El Dictamen


Taxistas de Orizaba efectuaron una marcha pacífica ante el programa de reordenamiento y regularización del Transporte Público del Estado de Veracruz que ellos consideran, es recaudatorio.

Fueron alrededor de cuatro mil taxistas de la zona centro, quienes expusieron que buscarán ampararse ante estas decisiones de los diputados locales y del Gobierno del Estado.

Ante ello, unos 500 taxistas provenientes de los municipios de Acultzingo, Ciudad Mendoza, Nogales, Aquila, Maltrata, Río Blanco, Orizaba, Mariano Escobedo, Zongolica, Los Reyes, Tequila, Atzacan, Fortín, Córdoba y Omealca marcharon desde la plazoleta de la iglesia de Santa Gertrudis hasta la Delegación de Transporte Público.

Revelaron no estar en contra de la reforma, pero sí con los altos cobros, porque afirman lastima la economía de los taxistas.

Incluso con pancartas manifestaron que el Gobierno no debe cobrarse en el gremio lo que Duarte se robó.

Con un altavoz detallaron estar en contra de pagar 400 pesos por una revista extemporánea, “por eso nos hemos unido para rechazar completamente esto, manifestamos nuestro desacuerdo en el cobro por este ordenamiento que viene afectar nuestra economía”.